Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Susana y Elvira | mujeres, sexo, amor, hombres y más | 27 de septiembre de 2020

Scroll to top

Top

21 Comentarios

Una cosa es la boda (palabra inmunda) y otra es el matrimonio

Elvira

Parece que la racha de matrimonios no se detiene. Tampoco la de tener hijos. Cada vez que abro Facebook, me atacan por todas partes fotos del matrimonio de Justa y Paco, la hija de 3 años de la Gallega, el shower que le organizaron las amigas a Pamela, la foto de la borrachera deplorable de la que le organizó la despedida de soltera a Maricarmen, la panza enorme a punto de estallar de Pachita…

En los últimos años he tenido que ir a innumerables matrimonios, me he tenido que gastar un platal en vestidos (por esa maldita costumbre que uno no puede repetir pinta como si fuera Paris Hilton para estar derrochando millones en vestidos que sólo va a usar una vez), regalos que probablemente habrán cambiado o tendrán archivados en el depósito, y me he rebanado los sesos pensando en cuanto se supone que uno tiene que meter en el pinche sobre de la desgracia para no quedar como un chichipato, ni quebrarse a costillas de la felicidad ajena.

Siempre que llego a las haciendas en la sabana de Bogotá donde todo el mundo se casa, veo a la novia posando para la foto que le hará recordar su mejor momento (en teoría), o por lo menos la época en que estuvo más flaca, las carpas blancas esperando el aguacero y la enterrada de tacones, las flores por todas partes, las decenas de meseros que se dedican a embutirle trago a uno desde que se baja del carro, y me pregunto: ¿toda esta parafernalia, esos gastos millonarios, meses de planeación, las montañas de estrés y ansiedad de verdad valen la pena? ¿Para una fiesta de unas horas? Y para las que ya lo han hecho y han tirado la casa por la ventana, ¿volverían a hacerlo igual, con las mismas dimensiones, el mismo tiempo de planeación, etc., etc., etc.?

A pesar de que se supone que el día del matrimonio es el más feliz y más importante de la vida de una mujer, yo no creo. En este momento yo podría estar casada y estaría escribiendo esto mientras me muevo el anillo de un lado para otro para que no me incomode. Pero no fue así. Decidí no casarme porque proyectando todo lo que se me venía encima para planear sólo unas cuantas horas de mi vida, vi que ese no sería el día más feliz de mi vida. Sería el más estresante y probablemente el más ajeno. De lejos he tenido días muuuucho más felices.

No me sentiría la novia más linda del planeta, sino la más disfrazada, la más estresada, la más incómoda. Y mientras todos mis amigos y otros invitados que poco me interesan se meten una súper rumba a costillas mías, yo no podría disfrutar ni medio minuto. Uno no se puede emborrachar, no se puede manchar el vestido, y no puede esconderse en la hora loca.

Creo que los ritos son necesarios, y uno puede hacer sus propios ritos sin necesidad de entrar en la parafernalia que supone un matrimonio (o una boda más bien). No creo en los excesos, mucho menos cuando uno no tiene idea de lo que el futuro le depara. Me refiero a que muchas veces la gente se casa y se pasa un año pensando en esas pocas horas de celebración, obviando lo que sí es difícil, que es todo lo que viene después: la convivencia y el matrimonio como tal.

Eso de que a uno lo “saquen a vivir” con un anillo me parece una verdadera locura. Más aún cuando lo sacan a vivir de la casa de los papás, y lo que se logra es “sacar a vivir” un perfecto inepto que no sabe ni siquiera hacer un arroz con huevo. Comúnmente se unen dos ineptos que no tienen idea de cómo prender la estufa de gas para hacer un arroz con huevo.

Por eso, si alguna vez llego a casarme como se supone que uno debe casarse o más bien como a mí se me de la gana casarme, prefiero hacerlo después de haber convivido con mi pareja durante un buen tiempo (no meses, años). De esta forma, si decido sellar definitivamente el trato, ya sabré a qué me expongo, sabré si me aguanto sus defectos, sus momentos de odio, sus pedos, sus silencios autodestructivos, sus errores… Si lo acepto como es de verdad, no como me la pintó en nuestros años de noviazgo en los que cada quien vivía por su lado matizando las personalidades. El choque de trenes de verdad llega cuando se entrega el duplicado de las llaves, se mezclan los muebles y se pelea cada noche para llegar al básico acuerdo de qué vamos a comer.

Comentarios

  1. Alejandra

    Toda mi familia me ha peleado durante mucho tiempo porque antes de casarme nos fuimos a vivir, llevamos 6 años de relación, vivimos hace 3 juntos. Hemos pasado las duras y las maduras, tenemos un niño de 2 años el cual educamos sin mayores problemas. Conocemos nuestros defectos, nuestros olores en la mañana, nos soportamos y ante todo aún nos amamos.
    Con todo eso hemos decidido que nos vamos a hacer el gastico, algo muy agradable pero que sea remunerado por los «regalos» de los invitados.
    Eso si, trago muy poco. No voy a emborrachar un poco de zanganos a mis costillas.

  2. mApis T

    Yo si soy d las q kiere EL matrimonio, cuando me case x la iglesia voy a gastar millones, me tomare 80000 fotos, será al aire libre (pondré algún piso falso para evitar la enterrada de tacón), llegare en un carruaje y saldré en un Mercedes antiguo….en fin, desde que estoy con mi esposo hermoso hemos planeado muchas cosas (la mayoría, obvio, ideas mías)
    Lo bueno es q sabemos lo q queremos y q tengo un esposo q esta dispuesto a pagar millones x mi vestido de novia jajajajajja. La verdad lo único q me preocupa es los meses antes dl matrimonio, meses que pasare en el gym y en citas con algún cirujano para que me quite ese gordito fastidioso d debajo del brazo :S

  3. Berenice Beltrán

    En el link del video que a continuación anoto, es lo que para mi significa una boda perfecta, a la edad ideal y un matrimonio que funciona como los dioses: http://www.rtve.es/alacarta/videos/espanoles-en-el-mundo/espanoles-en-el-mundo-suiza-irene/919966/ Corrijo la dirección porque quedó mal el último número

  4. Berenice Beltrán

    En el link del video que a continuación anoto, es lo que para mi significa una boda perfecta, a la edad ideal y un matrimonio que funciona como los dioses: http://www.rtve.es/alacarta/videos/espanoles-en-el-mundo/espanoles-en-el-mundo-suiza-irene/919960/

  5. adri

    Ui noooo me quitaron mi apodo de adri que tristezaaa

  6. Sally

    Yo mas que pensar en un matrimonio (civil, catolico, o hecho por vishnu) —- he pensado que requiero compañia la legalidad de un vinculo contractual … no lo habia pensado…. se que quiero un complice, y que quiero tener una chinita que se parezca a mi … nunca me he imaginado en la vida que soy una princesa que se merezca el mundo rosado de Barbie, soy una mujer que vive en un mundo de verdad, donde me equivoco, rio y lloro y busco compañia pa este camino que tambien se que no sera perfecto…. pero será…. Saludos…!!

  7. Soledad Márquez

    Adri, yo creo que a lo que Milena se refería es a las personas que consideran que el compromiso de compartir la vida al lado de alguien requiere tanta pompa y protocolo, creo que es obvio que el «arrejuntamiento» que llaman cuenta como matrimonio.
    El asunto que es objeto de análisis acá es que si la idea es ejecutar un proyecto de vida acompañado de la persona que escogimos como pareja no trae implícito como requisito que se ejecuten todos esos ritos estereotipados que menciona Elvira en el blog, siempre que los dos estén de acuerdo en asumir toda la responsabilidad que se viene, que se tenga claro que el fracaso está permitido y que se guarde en un cajón un plan B cuando el experimento falle, hay luz verde para realizar la típica boda, o una ceremonia sencilla y al gusto de ambos, o simplemente irse a convivir…
    El rito o los papeles que se firmen no hacen al matrimonio, sino que se compone de la voluntad de ambas partes de convivir con las reglas que ambos asuman como aplicables a su vida en común, de los esfuerzos mutuos por mantener la armonía, del reto que los dos asumen de sobrellevar los altibajos de la relación y de la percepción de los dos sobre la felicidad que buscan desarrollar con su vida en común (claro que si se unen para ser infelices es decisión de cada quien).

  8. Milena

    Adri, no me referia a estar soltero como quedarse solo, me referia a que es mejor no casarse si se cree que el matrimonio no va a funcionar. Obviamente está la opción de irse a vivir con la pareja y ver que pasa pero es una cuestión de semántica, para mi estar soltero es no estar casado, así se este dentro de una relación estable.

    Yo nunca dije que los que no estaban de acuerdo con el matrimonio eran unos fracasados, inmaduros, que no merecían la compañia de nadie más, yo escribí textualmente: Cada persona construye su vida y su futuro y los matrimonios no estan condenados al fracaso.

  9. Adri

    Oye entonces si uno no se quiere casar entonces eos quiere decir que se tiene que quedar soltero? yo creo que uno tiene opciones, una es casarse y otra es vivir con su apareja sin necesidad de hacer una boda grande o pequeña. Ademas compartir la vida de uno con aguien de cualquier forma casado o no requiere de madurez y mucha. Me parece un error decir que los que no estamos de acuerdo con el matrimonio somos unos fracasados, inmaduros que deberian mas bien quedarse solteros porque no merecen la compañia de nadie mas. Lo siento milena pero esos comentarios son ofensivos para los que pensamos diferente y vemos otras opciones de vida diferentes a las que nos metieron por los ojos como lo que devia ser

  10. Milena

    Este post está lleno de lugares comunes, el tiempo para preparar la boda, el estres, la endeudad épica, el tipo que no cocina ni un huevo, los 200 invitados,la vieja que se cree princesa por un día, los invitados que uno no conoce, etc, etc, etc.

    Quien dijo que esas situaciones hacen parte de todas las bodas? Yo me casé, (nunca habia querido hacerlo, ni me imaginaba como una princesa), lo planee a distancia en 5 meses, los dos estabamos super relajados, en total fueron 50 invitados, solo la familia y amigos más cercanos, bailamos y bebimos, todo lo que quisimos, y 4 años despues somos muy felices con todos los matices de un matrimonio…y para ser franca, él cocina mejor que yo.

    Todo esto para decir: los estereotipos son absurdos y no muestran como es la vida real. Si la gente se come el cuento de que casarse es lo peor del mundo, tienen razón, todavia no tienen la madurez suficiente para hacerlo y mejor quedense solteros, no le haga ese mal a otro ser humano. Cada persona construye su vida y su futuro y los matrimonios no estan condenados al fracaso.

  11. Soledad Márquez

    Totalmente cierto, mi querida Elvi, yo todavía ando con las galas de comprometida, no es que esté planeando mucho «la boda», nuestros planes van más hacia el matrimonio civil (y económico) ante un notario, en una celebración sencilla que no incluya primas morrongas, tías celosas, ex-compañeras chismosas y demás personajillos que pueblan la vida de cualquier ciudadano promedio, sin embargo, aún la ceremonia civil conlleva alguito de tiempo con el que no contamos ninguno de los dos por el momento gracias a nuestras diferentes profesiones.
    Este año lo hemos dedicado al ejercicio de convivir, cada que conseguimos sacar tiempo (por lo general fines de semana) nos encontramos bien sea en su apartamento o en mi casa (aja, vivimos en ciudades distintas) donde nos dedicamos a los rituales que consideramos cotidianos: hacer las compras, hacer cuentas para ver dónde y cómo compramos la casa para los dos, cocinar, arreglar ropa, leer, ir a cine, etc… las vainas de una ama de casa, mezclado con muchas sesiones de cochinaditas y perversidades consentidas… en este momento verme de blanco no es algo que me prive de la emoción, en cambio la ceremonia civil con un vestido divino al que le eché ojo sí me tiene cautivada, con la presencia de mis padres y los de él y obvio la de nuestros mejores amigos, los demás que esperen a ver las fotos en el care-libro.
    Después de que cambie mi estado civil espero que pasen varios años antes de considerar si me animo a eso de la maternidad, cada paso a su debido tiempo y, siendo honesta, bastantes dudas me trajo la idea de aceptar que me enamoré y que quiero compartir una buena parte de mi vida con él, como para de totazo darle continuidad a la raza humana con un crío… como siempre la visión de este blog es muy ajustada a la realidad de tantas mujeres que nos identificamos con ustedes. Un abrazo.

    PD: Eso sí para la despedida de soltera sí quiero lo típico, amigas, traguito y humor femenino, espero que para esa fecha sí las pueda convocar a través del blog, a ver si nos vemos las caras jajaja

  12. Juliana

    No hay necesidad de gastar una millonada en un matrimonio y quedar en deuda aún antes de casarse… Una ceremonia sencilla, la preferí civil porque irónicamente es mucho más económica que la religiosa… inclusive, no se necesitan de testigos, van los dos solitos a la notaria si quieren, el trámite es corto y no necesitan de muchas cosas como si lo requiere el rito religioso… o si lo prefieren, invitan solo a la familia y me refiero a papás y hermanos, nada que ver con las tías, primas, los novios y las novias de los primos y demás… eso hablando del matrimonio en si. Y sobre la convivencia… totalmente de acuerdo con Elvira, si se necesita de un tiempo de convivencia, donde se comparta la noche entera con sus pesadillas, sus patadas, sus ronquidos, sus pedos, etc… así como la mañana siguiente con sus ojeras, su mal aliento, su desaliño, la cara de mapache por el maquillaje corrido y que nunca se quitó o por la barba incipiente que raspa como lija… Hoy no debe hablarse de ser los novios que se ven y luego cada uno para su casa pues eso no asegura que se tenga un buen matrimonio… Es que todo tiene que ver!! Hasta el ir a hacer mercado juntos! Una recomendación que me dio mi mamá hace mucho tiempo inclusive, aun antes de casarme: que la elección sea total y completamente acertada no significa que no vayan a existir problemas, un buen matrimonio requiere tiempo, dedicación y paciencia, amor y confianza y sobre todo, mucho respeto.Asi que… como dije un día: ni loca me caso!!! Y hace 8 meses me convertí en esposa en un dia maravilloso sin tanto estrés ni locura, la decisión: hice de mi matrimonio lo que yo queria y no lo que los demás querian!!!

  13. patricia

    me encanto. Ya quisiera yo evhar atras el tiempo y hacer las cosas como realmente hubiera querido. Yo hice todo como la ley manda y me fue pesimo. Es cierto eso de las personalidades mimetizadas en el noviazgo, yo tuve un novio y tan prono nos casamos se convirtio en alguien mas, y de paso se busxo a alguieen mas…… Me parece que ustedes que aun estan a tiempo de tomar otras decisiones y hacer las cosas de manera mucho mas inteligente que uno, deben aprovecharlo y no caer en la trampa como muchas que vimos el cielo ganado con la propuesra de matrimonio. Sean mujeres independientes, y si algun dia quieren casarse haganlo pero aprovechen que ustedes pueden ser mas libres y pueden hacer las cosas mejor tomando decisiones racionales, no solo emocionales.
    Saludos niñas y gracias por estas cosas.

  14. Lalu

    Yo sueño con casarme en una notaría, con un vestido cortico de un color que se me vea bien lindo. Después, comer en un restaurante con los más amigos y la familia cercana, nada más.

    Me parece bacano eso de querer darle vida jurídica a una relación y me gusta la expresión «sociedad conyugal», me encanta pensar que uno se junta con alguien y construye algo que casi que se sale de la realidad individual de cada miembro de la pareja.

    Pa mí el matrimonio no es una formalidad o un papeleo, sino un reconocimiento del Estado y de la sociedad de que hay una relación que vale la pena proteger y que cambia tanto la vida de las personas que necesita regirse por normas nuevas. Eso me conmueve, un vestido blanco y una iglesia no.

  15. Binaudio

    Graaaaaaaciaaaaaaaas!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Al fin hay mujeres sensatas…….todavia no entiendo cómo hay mujeres jóvenes que se comen todavía ese cuento de que el día de la boda es el más feliz de su vida, y que si no están casadas no están completas o son menos mujeres. Si son capaces de ser conscientes de las estrategias que diseñan y ejecutan para pescar a un man, cómo no son capaces de darse cuenta que la boda es un evento que no dice nada sobre tener «exito» en el amor y si un matrimonio va a funcionar? Pregunta especialmente relevante si no han convivido juntos, no tienen proyectos de vida comunes o al menos similares, o sencillamente, les falta tiempo de maduración para definir quiénes son en el mundo. Desafortunadamente, creo que los hombres están más conscientes de esto que las mujeres, que idealizan boda y matrimonio como una parte de su identidad….un lastimoso producto de nuestra sociedad machista y (en parte) consumista, que todavía alimenta ese estereotipo de que la mujer es, antes que mujer, «princesa».

  16. Nemesistorm

    La familia no puede verla a una feliz con el novio porque le entra el afán de que se case y con todo el show que eso representa, según ellos porque la bendición de Dios es lo más importante, como se nota que Dios no tiene idea de los que es la convivencia matrimonial, un simple detallito en el noviazgo es motivo de guerra en la «sagrada» unión.

    Prefiero dármelas de post moderna y solo irme a vivir con esa persona, a sabiendas de que puede que dure toda la vida o no, en lugar de creerme la princesa del cuento de hadas y salir endeuda e infeliz del circo que llaman boda.

    Saludos Elvi.

  17. Codex

    Aaaaggghh bodas, me alegra mucho por mis amigas, pero no se dan cuenta q hay mil cosas mejores q hacer que casarse ??? Sera que hasta ahi les llegan sus metas ?? conseguirse un man y quedarse haciendo lo mismo forever? y despues los niños.. No. no, eso del matrimonio me suena poco o nada y mucho menos pensar en entretener a 200 miembros de la familia que no me invitaron nunca a nada. Para mi lo de irse a vivir juntos es una buena opción y si no funciona suerte, tengo mi plata, mi carrera, mi trabajo y todavia se cuales son mis cosas. Bye bye Perdedor.

    Excelente Post!!! Uno de mis favoritos

  18. BIBIANA

    Yo me fui de «arrejunte» no funcionó, y quisiera, no se si por las peliculas rosa o por el vestido de princesa o por los platos (me encanta la cocina) o por el ponque, pero si quisiera casarme, ir a la iglesia, llevar puesto un vestido hermoso… se que muchos no lo toman como un compromiso, pero para mi lo es.
    Quiero un vestido lindo, planear tooodo, y x un dia sentirme una princesa.

    Ya se lo que se viene en la convivencia, y q puedo soportar o que no… igual quiero un matri en iglesia, lindo, con fotos bellas…

  19. Martha Delgado

    Yo creo que es bonito si lo haces de verdad, porque así lo quieren los dos, no para darle gusto a nadie, ni por presión para formalizar el concubinato. Yo también pensaba como piensan las mujeres modernas, que eso para qué, mejor guardarse esa platica y tanto escándalo.

    Pero ahora, el hombre que es mi amor y con quién ya comparto mi vida, me dice que quiere casarse conmigo, que quiere verme vestida con un bello vestido, y llevarme al altar… Y lo encuentro hermoso, porque es un acto sin miedo, porque él es más romántico que yo, y sueña con una boda como en los cuentos de hadas. Y yo lo pienso y también sueño, y me digo «por qué no?».

  20. Ferenc

    …………día de estrés? si. Y eso que no califico como «novio neurótico», pero hubo su momento de estrés y casi ira. Es más: hubo un instante en que dije «ni puel pts me caso ya!», pero ya estaba yo allí, dentro de la iglesia (ni recuerdo cómo llegué) y ya después no hubo reversa.
    Lo que vino después….complejo. Hay quienes piensan en matrimonio sólamente como el instante que va desde la selección de manteles y lugar para la fiesta hasta la montada al carrito, carruaje, carretilla o lo que sea para huir a la luna de miel. Craso error…y si me preguntan después si me volvería a casar, lo haría, pero por el rito de los seres de la luz o auspiciado por el homólogo de David Koresh en Colombia, no se. Pero otra boda ahi si que no le jalo…

  21. Lulú de la Concha

    AMÉN CARAJO!!!!!! Nunca he pensado en casarme, mas bien en «sacarlo a vivir» y ver con que me encuentro. Prefiero un almuerzo o una comida con sus papas y los mios (ni siquiera los hermanos) para avisarles que nos vamos a vivir juntos y punto. Esa platica del matrimonio o boda sirve mas para escapaditas lunamieleras en las que celebraremos que hemos pasado el nivel Heróico en el amor, ese en el que nos soportamos después de un año.

Enviar un Comentario