Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Susana y Elvira | mujeres, sexo, amor, hombres y más | 16 de septiembre de 2019

Scroll to top

Top

18 Comentarios

Esta carta es para ti, Petulina. Remember me?

Elvira

Querida Petulina,

Hace poco me acordé de ti. Eso que dice TNT es verdad, pasa en las películas, pasa en la vida. No se si ya te viste una película que se llama The Proposal (La propuesta, por si no me entiendes), esa de Sandra Bullock que tiene que irse a Alaska con su esclavo para que los gringos no la saquen del país como una vil latina.

Pues si, Sandra me acuerda de ti, y más que de ti per se, del desprecio que me hiciste sentir por un ser humano. Siempre intuí que detrás de todas esas cirugías alguna vez hubo un corazón no despreciable, antes de que tu y tu ego no cupieran en el Oasis of the Sea (que pena, el Oasis del mar, ese crucero de rollal caribian que tomaste hace unos años). Ay Petulina, cómo me asombra el poder que tienes para hacer que la gente solo se quiera esconder cuando oyen tu estruendoso taconeo Chanelesco.

Siempre he pensado que a ti lo que te falta (además de un retoque en esa nariz que te dejaron como rara), es un tipo que te coma todas las mañanas, bien o mal, pero que te coma. Porque se que no eres nocturna, a las 8 de la noche siempre estás metida en tu cama con tu piyama de seda que solo te parece clasuda a ti. Te cuento, solo por si no lo has notado a estas alturas, que la clase y la elegancia no van de la mano con los miles de petrodólares que te gastas en tus loberías. Eso es como de traquetos, y no es que te esté diciendo traqueta. Es que no es por nada, pero entre gustos si hay disgustos.

Cuéntame Petu, ¿qué pasó con el tipo este con el que estabas saliendo, ese que vivía como a 800 kilómetros de distancia? Supongo que tendrás hartos esclavos para descargar tu ira y frustración en su ausencia. ¿Al fin te llevó al concierto de Celine Dion que tanto le pediste? ¿Ya pasó los papeles del divorcio con los que te lleva mamado gallo tantos lustros? Ay Petu, ojala esa relación haya florecido. Mucho te mereces un hombre así, exitoso, independiente, inseguro y desprendido. Definitivamente Dios los hace y ustedes se juntan.

Recuerdo cuando trabajamos juntas con horror. ¿Te acuerdas de esa bella época en que solíamos ser “colegas”? Aunque nunca fui otra cosa en tu mente arribista que otra esclava más, de esas que no están comprometidas con el trabajo porque tenía una vida y no pedía las llaves para trabajar los domingos en la oficina. La verdad, siempre me diste un poco de pesar, Petu. Porque a pesar de tu éxito profesional y los cheques gordísimos que te metías, estabas más sola que Will Smith en Soy Leyenda.

Me pregunto si ya habrás superado tus desesperantes mañas con todos esos psicólogos “ineptos” que contrataste. Como la manera cómo te rascabas la cabeza cuando te desesperabas, tus botabas de esferos cuando te emputabas, tu tono capatesco con tus subalternos, tus buenas maneras fingidas, esa risa que nunca te pude descifrar, tu miradita de arriba pa’ abajo para ver qué tenía puesto solo para llegar la otra semana con lo mismo, ese tono despreciable con el que me contestabas cuando te recomendaba un restaurante para llevar a tus clientes (porque yo sólo calificaba para ejecutivo de la Caracas en tu pequeña mente de levantada). Espérame un segundito tomo aire…

Pero sobre todo, tus ganas locas de tener un novio. Es que cuando uno ve viejas como tu es inevitable pensar que les falta sexo… o que están mal comidas. Es que es cierta amargura que se nota. Que pena la lora, pero es que tengo toda la certeza del mundo que tu mayor problema es la falta de macho, que tú insistes en tener. Pero Petu, pongámonos serias. ¿De qué te sirve ese careamargao al que ves cada 2 o 3 meses y con el que no haces más que pelear de Blackberry a Blackberry? Como dirías tu con tu inglés del instituto Sprinfil que te encanta restregarle a la “gentecita”, “Inof, plis mai gos”.

Entiendo que quieras muchas cosas, pero pues es que uno también tiene que ayudarse un poquito. Yo se que tu eres súper complaciente y buena onda con los manes churros. ¿Cuanta plata de la empresa despilfarraste porque un tipo bonito de vendió una impresora inútil de 160 millones de pesos que nunca se usó o cualquier pendejada que nadie necesitaba? Pero ahí que venga una vieja o un tipo normal tendiendo a feo a ofrecerte un plan buenísimo para cambiar esos computadores que no le hacen mantenimiento desde 1998. A noooo, ucha. Eso para qué. Que cagada que nunca te resultó ninguna revolcadita con ninguno de esos embaucadores. Hubieras llegado por lo menos un día en buena onda sin escupir fuego.

Yo entiendo completamente que te hayan sacado el culo a todas tus invitaciones a Balzac, El Salto de Angel, Andrés y todos esos planes súper chéveres en la Sabana que te inventabas. ¿Quién va a querer meterse con una loca desquiciada y amargada que cambia de idea cada dos segundos, que ninguna idea es valida si no es suya, que no comete errores, que es una “hembra” de estrato 25 (aunque nació casi de Sisben), y no hay tema diferente a ella y su cascada de casos de éxito? Ay Petu, en serio. Que pereza. Con razón te conseguiste ese manteco que no quiere firmarle los papeles del divorcio a la ex.

Pero bueno, dejemos de hablar de ti, aunque sé que te encanta. Te cuento que ha pasado conmigo. ¿Te acuerdas que me dijiste la última vez que nos vimos que ojalá encontrara alguien que pudiera enseñarme más que tu? Pues te cuento que lo encontré. Se llama Universidad. Ya me he ganado dos becas incluida esa que te negaron a ti. He tenido muchos amores, algunos desamores, pero soy feliz al lado de alguien que me adora y al que no asfixio. No vivo en permanente estado de estrés, vivo en un apartamento mas chévere que el tuyo y pago menos de la mitad que tu (ese man sí que te metió un golazo, pero no te metió lo que tu querías que te metiera), y sí, en resumidas cuentas soy feliz.

¿Ya te aburrí de tanto hablar de mí? Lo siento, en otra carta te contaré más cosas aunque seguramente la quemarás antes de abrirla. Uy, que anacrónica soy. Más bien borrarás mi correo cuando te llegue a tu Blackberry.

Bueno Petulina, no te quito más tiempo porque seguramente estarás “beri bisi”. Espero que estés súper, que seas y tengas todo lo que siempre soñaste y que tengas muchos esclavos a quienes les puedas amargar la vida. Ojala un día de estos te ganes un puño y que tengas una excusa de volverte a arreglar la nariz. Pero pilas se te va la mano, no te deseo que quedes como Michael Jackson aunque te falta poco. Espero no volverte a ver en lo que me queda de vida.

Sinceramente,

Elvira

Comentarios

  1. Monigota

    Juaaaaaaa hp!! me sentí totalmente identificada con esto, yo también tuve mi propia Petu, fue lo peor, siquiera me libré!

  2. Andrés

    Otra vez, pero quitando el clacismo.

  3. Pili

    Que haré yo con mi propia Petulina, lo peor es que la es la segunda que me encuentro en la vida, será que nací para lidiar con ellas? bueno espero algún día tener el placer de decírselo y confesarle que la falta de sexo y calor en su vida la tiene tan constipada, resentida y llena de prepotencia para tratar a todos sin excepción.

  4. CiCi

    Felicitaciones Elvira, así se manda a alguien para la mier…con estilo
    Conozco a una que es tenaz y también le hace falta su buen macho para dejar de condenar a todos sus “súbditos” de haber nacido

  5. MARIA

    mariajose: eso es imposible porque ante semejante ente ningun hombre se le mide….a ellos les gustan las viejas bacanas no las amargadas y amargosas. (Somos nosotras que a veces nos da la pendejada de querer ponernos de redentoras con las estupideces de ellos creyendo que podemos dizque ayudarles a cambiar… ni mierc….) Ellos ante tan desolador panorama emprende veloz huida…. Ella esta condenada a permanecer asi hasta que por si misma decida superarse, pero eso es lo mas dificil de este mundo, porque esa subespecie se cree que son la ultima cocacola del desierto y que los que estamos jodidos somos los demas. yo padeci un par de jefes de esa calaña y lo peor es que el ultimo era un anciano de 60y pico que tenia su moza alli mismo y ella era una de las mismas… o sea, la porcion era doble carne… guacalaaaa….por suerte, para mi ceso la horrible noche…..

  6. María José

    En mi oficina hay una, es la jefe y asi trate e intente indefinida y eternamente de no parecer el ogro brujifero que es, la mascara no le da para tanto y se le sale un tentaculo pegajoso y asqueroso de la misma… siempre se le escapa uno que acaba volviendo mierda a todo el mundo… es terrible, y claramente le hace falta un macho que le de “como a rata coja” todas las noches de su vida, la gran incognita es…. quien sera el valiente que se enfrente a semejante ser, y a semejante contienda?

  7. MARIA

    jajajajaja…. genial… dedicado de corazon a todas las petus que he tenido el disgusto de conocer, guacalaaaaa…..congrats, Elvira

  8. París

    En toda empresa hay una Petulina, se creen que se las saben todas, que tienen que hacerle el trabajo a los demás, como están rodeadas de ineptos según ellas, para colmo de males son feas, brutas y amargadas.

  9. Germán

    Que buen post, realmente causa gracia un madrazo tan bien dado, jajaja
    y es que no falta la jefe amargada que se quiere ensañar con uno ehhh…

  10. Maria I

    Me uno a esta gran carta… tengo dos petus en mi trabajo… no me las soporto!!!!

  11. Elvira

    Hola Juliana,
    “Rollal” es un recurso sarcastico, es para enfatizar el ingles del Instituto Sprinfil de Petulia. Claramente es Royal, pero gracias por la observacion de no haber sido intencional.

    Saludos,
    Elvira

  12. Juliana

    Ohhh Elvira… siento que no puedo dejar pasar este “pequeño” error de ortografìa: “ese crucero de rollal..” si lo dijiste con sarcasmo pido perdòn… pero si creo que la buena ortografia contribuye a hacer màs grande tu artìculo… que de paso me gustò mucho… y acà tengo como 10 Petunias… ufff…

  13. M

    Qué clase!
    Qué gran insulto!
    La pobre no debió ni entender la mitad…
    Te quitaron un yunque del cuello no?
    Menos un Hippo en los hombros!

  14. Elvira

    Uy si, la verdad es que me acabo de quitar un nudo que tenia hacia mucho tiempo atrancao. Necesitaba exorcismo, ojala los divierta como a mi haber escrito este madrazo

  15. FRIDA

    EXCELENTE!!!!!!!!!!!… TMBN TUVE UNA PETUNIA QUE LE DESEO Q SE CONSIGA UN MACHO PARA Q DEJE DE AMARGARLE LA VIDA A LOS DEMAS

  16. Juana

    Me encanta el articulo!! Además porque yo también tuve la desgracia de trabajar con una “Petunia”, y lo que más enfermo me parece, es que esta vieja me llevaba tan solo 6 años de edad, pero llevaba encima como 60 de amargura..Y con ella no habia terminos medios, o eras del seguito de aduladores o caias en el libro negro de los odios.. Cuando se caso, la oficina entro en jubilo, porque todos creiamos que llegaria de la luna de miel renovada.. pero no, fracaso total, el man como que le salio mal polvo.. y la vieja llego peor, ahí si.. salvese quien pueda!!. Finalmente nuestros destinos se separaron y espero en unos años, poder hacerle una carta medianamente parecida a esta, claro que estoy convencida que ya debe tener una buena colección .

  17. ali

    Una vieja asi puede existir que pereza!!! Que descanso elvira!!!

  18. Juan Andrés

    Qué buen madrazo! Debes estar aliviada mujer!
    Si hasta yo me sonreí. Escribir así compite con pegarle al saco y sacarsela de encima! Nice!

Enviar un Comentario